La Cámara se unió a IBM para ofrecer un taller sobre Blockchain, una disruptiva base de datos diseñada para registrar transacciones en red.

En una actividad que convocó a diversos actores del sector, la Cámara Uruguaya de Tecnologías de la Información (Cuti) realizó junto a IBM una capacitación sobre la herramienta Blockchain, una disruptiva base de datos cuyo uso permite mejorar sustancialmente la administración de los negocios.

 

La charla, que se enmarcó en el tópico “La innovación en la era cognitiva” y que fue llevada adelante por el arquitecto en IBM, Sebastián Vergara, y por el responsable de Industria Bancaria en IBM, Gonzalo Boix, fue parte del Programa “i3: más ideas, más iniciativas, más innovación”, que apuesta a la creación y fortalecimiento de capacidades de innovación en las empresas TIC.

 

Como antesala a la presentación sobre Blockchain, Vergara se refirió a la innovación como un pilar para la subsistencia empresarial. “El cambio, la incorporación de nuevas tecnologías y la adaptación a las necesidades de los usuarios son las características que han hecho prevalecer a compañías como Snapchat sobre Kodak, Whatsapp sobre MSN, o Netflix sobre Blockbuster”, indicó.

 

En ese contexto explicó que Blockchain es una herramienta tecnológica que conforma una base de datos compartida y que funciona como un libro para el registro de operaciones en una red de negocios. Permite mantener un registro distribuido de las transacciones sin la necesidad de una organización que controle su validez, generando valor a los actores a través de la reducción de costos, tiempos y riesgos.

 

Boix, por su parte, indicó que se trata de una apuesta que generará una disrupción similar a la lograda por Internet en sus comienzos. “Estamos empezando a entender cuál va a ser impacto de esta tecnología en las diferentes industrias y las redes empresariales”, dijo.

 

Entre sus ventajas, el Blockchain empresarial permite conocer el origen de los activos registrados porque contiene la historia de los mismos desde su creación. Una vez que la información queda consensuada por todos los actores que participan de su uso, nadie puede cambiarla y el error sólo se podrá corregir con un registro del movimiento contrario, y aunque se trata de un registro compartido, no todos los usuarios pueden ver la totalidad de la información. El acceso va a depender del rol que tenga cada participante en el Blockchain empresarial.

 

“Las empresas nunca trabajan solas, trabajan en redes de negocio y cadenas de valor en las que se intercambian bienes y activos generando mercados. Aquí aún no se generan flujos consistentes y rápidos de información y allí es donde Blockchain genera valor”, concluyó Boix.

 

 

Este evento es realizado por la Cámara Uruguaya de Tecnologías de la información (Cuti), en el marco del programa de creación y fortalecimiento de capacidades de innovación en empresas TIC, apoyado por el Fondo Industrial del Ministerio de Industria Energía y Minería (MIEM).

 

Próximo seminario: 22 de junio - Microsoft: Inteligencia Artificial.

 

Conocé aquí el ciclo de talleres formativos de i3, dirigido al ecosistema tecnológico uruguayo.