La empresa de tecnología BQN, Premio Nacional de Innovación en 2014, cumple 15 años de historia y se posiciona como referente en soluciones de hardware y software a medida en nuestro país.

Siendo Agentes (concesionarios) de Quinielas, los socios fundaron BQN para desarrollar un POS para el registro y procesamiento de apuestas, y hoy son los creadores del lector de caravanas de ganado más vendido del país, entre otros proyectos de largo aliento.

 

Innovación local

 

Transformar crisis en oportunidad fue el puntapié inicial de BQN. “Cuando estalló la crisis del 2002, mis hermanos y yo nos vimos muy afectados como Agentes de Quinielas”, cuenta Eduardo Palacios, socio fundador.  “Uno de nuestros proveedores era una gran imprenta que hacía los cupones para la escrituración a mano de las apuestas y el procesamiento posterior de datos”. En ese entonces, mantenían todos los contratos con los proveedores en dólares. La crisis impactó de forma directa e inmediata: fue imperioso encontrar formas creativas para salvar el negocio y disminuir costos.

 

 

En ese contexto los Palacios tomaron la decisión de independizarse de la imprenta proveedora y apostaron al ingeniero joven de la familia, el Doctor en Ingeniería Eléctrica Alfredo Arnaud, “a quien se le consultó si se animaba a hacer un POS (Point Of Sale), y respondió que sí”, agrega Palacios. De la mano del POS nacía Banquinet, sistema que permite la gestión del juego en las Agencias.  “Fuimos pioneros en proveer el juego 100% electrónico”, destaca. Se trató de la primera terminal de juego electrónico diseñada y fabricada en Uruguay.

 

Hoy el sistema Banquinet cuenta con más de 800 POS en varios departamentos del país.

 

Del juego al campo

 

Con el know-how adquirido, la empresa se nutrió de un grupo de expertos en hardware y software que los llevó a explorar nuevos rubros. Cuando surge la obligatoriedad de la trazabilidad del ganado en nuestro país, BQN vislumbra una nueva oportunidad de negocio: desarrollar un lector de caravanas que se integrara al Sistema Nacional de Información Ganadera (SNIG) y garantizara la eficiencia de todos los procesos productivos. Con el lector Baqueano adquieren en 2014 el Premio Nacional de Innovación, Nova, en la categoría Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), por la solución para el agro.Y recientemente desarrollaron TERO, un software que interactúa con el lector Baqueano y le permite al usuario hacer un uso de la información más completo, más allá de lo obligatorio, de una forma muy práctica.

 

El lector Baqueano y el sistema Tero es una solución muy competitiva que se está exportando actualmente a varios países de la región: Argentina, Chile, Paraguay, Colombia y México, y pretende llegar a todos los países con producción ganadera en el mundo.

 

El sistema ya cuenta con más de 3.000 usuarios.

 

Tecnología a medida

 

Así es como se presenta la empresa. Con un equipo sólido y muy calificado, están capacitados para brindar soluciones de electrónica embebida y de software a clientes con necesidades específicas. Respecto a los productos propios, focalizan esfuerzos en brindar mejoras y actualizar sus versiones, y ofrecer un destacado servicio posventa.

 

 

El desarrollo de hardware es algo difícil de encontrar en el mercado uruguayo. Teniendo la posibilidad de importar los dispositivos genéricos, que es lo más usual, BQN apuesta a construir el hardware desde cero, con un diseño a medida de las necesidades. Esto tiene ventajas a nivel de usabilidad, mantenimiento, actualización y, lo que es muy importante, soporte.

 

En el último año recibieron más de 20 proyectos de desarrollo de soluciones a medida para sectores tan diversos como el agro, la electrónica para hogares, los deportes y el transporte.

 

BQN apunta a ser una empresa reconocida en desarrollo de tecnologías de última generación a nivel nacional, adaptando sus productos a las cambiantes condiciones de mercado y a las demandas y necesidades de sus clientes.